1/2

Lo que debes saber sobre el Ghosting

Quizá te ha pasado o lo has escuchado alguna vez...


Foto tomada de la web
Foto tomada de la web

Conoces a alguien, intercambias números de teléfono, tal vez hasta sales con la persona varias veces y quizá hasta empiezas una relación, todo parece ir bien y de repente... silencio.


Sin ningún motivo o aviso, esa persona deja de contestar tus mensajes de texto y tus llamadas, simplemente desaparece de tu vida sin dar ningún tipo de explicación, si has vivido algo parecido has sido víctima de lo que en inglés llaman ghosting, palabra que se traduciría como "hacerse el fantasma o desaparecer", las nuevas tecnologías han hecho que ahora sea una práctica más común, el ghosting tiene consecuencias tanto para quien lo sufre como para quien lo practica.


El que lo vive, lo primero que deberá asumir es que la autoestima puede verse dañada, ya hay que atravesar el periodo de duelo que conlleva el fin de una relación, además de que debe hacerse sin tener todas las respuestas sobre los motivos de la ruptura.


En el que lo practica, puede afectar en su emoción ya que si se trata de una relación consolidada, tendrá que hacer frente a los remordimientos y al sentimiento de culpa por haber dejado a alguien de esta manera.


En algunos casos los que practican el ghosting tienen miedo al conflicto, evitando a toda costa los enfrentamientos, incluyendo el tener que decirle a alguien a la cara que se quiere poner fin a una relación.


Foto tomada de la web
Foto tomada de la web

Parece que en la era de aplicaciones como Tinder, Grindr y otras, el estar ocultos tras las pantallas de nuestros teléfonos hace que nos resulte más sencillo el acabar nuestras relaciones sin dar ningún tipo de explicación.


Para la persona víctima del ghosting, puede ser una experiencia muy dolorosa. El rechazo causa dolor. Y el ghosting es una especie de rechazo que hace que el proceso de duelo de la ruptura se alargue, ya que al principio del “ghosting” la gente pasa por un proceso de negación y busca excusa para explicar la situación, como que la otra persona ha perdido el teléfono o ha tenido una emergencia.


Después cuando son conscientes de la realidad, tienen que hacer frente al dolor de saber que el otro no se tomó la molestia de dignificar la relación y decir adiós.


A veces, el final de una relación es el momento más importante, ya que puede ser una buena oportunidad para el crecimiento emocional.


Obviamente el ghosting ha existido desde el inicio de los tiempos, pero no hay duda de que la tecnología y el tipo de comunicación impersonal a la que estamos acostumbrados a través de internet o de las aplicaciones móviles han hecho que sea más común.


Finalmente el ghosting puede llegar a reforzar las inseguridades que ya se tienen y puede también afectar las relaciones futuras.


Foto tomada de la web
Foto tomada de la web


8 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo